Klongs y Canales de Bangkok

Klongs y los canales de Bangkok

¿Sabes por qué llaman a la capital de Tailandia la Venecia del sudeste asiático? ¡Ven a descubrir con nosotros los «klongs» y canales de Bangkok!

seguro viaje mochilero

El apodo de la “Venecia de Oriente“, es mucho más antiguo que el mismo turismo que visita hoy en día Bangkok, de hecho se la llamó así hace ya cientos de años cuando los exploradores europeos llegaron a la nueva capital del reino de Siam, reubicada aquí después de la caída de Ayutthaya

Recorrer los canales de Bangkok con una barca de madera tradicional, es una fantástica manera de descubrir la cara más encantadora de la ciudad y conocer la área de Khlong san y Thonburi, que nos devolverá al pasado mientras observamos el día a día de sus gentes viviendo en casas de madera sobre pilones en el agua, contemplando como se bañan o pescan su cena de hoy.

¿Quieres venir a navegar por los canales de Bangkok?

Embarcaderos del río de Bangkok

¿Pero aún existe la Venecia de Oriente? Sí y no. A diferencia del lado este del río, conocida como la Bangkok moderna, donde se drenaron y rellenaron muchos canales con tierra para construir carreteras de asfalto, la cara oeste de la ciudad todavía conserva muchos de sus canales de agua, que sirven hoy en día como vías principales de transporte en esa zona de la ciudad. 

Los canales de Bangkok están repletos de barcas de proa larga que funcionan a modo de taxi, llevando de un sitio a otro a los ciudadanos que viven en ellos por un módico precio, también hay barcas privadas de gente que tienen su casa en el canal, barcas de vendedores ambulantes y otras lanchas de servicios como el cartero o el butanero que hacen su reparto puerta por puerta.

Vendedora ambulante canales de Bangkok

En los viejos tiempos, los canales de Bangkok estaban mucho más poblados que en la actualidad, ya que hoy en día los más jóvenes se van de Thonburi para estudiar y trabajar en la zona moderna de la capital de Siam

Pero estos antiguos edificios de madera habían servido como escuelas, comunidades de vecinos, centros culturales y templos habitados por monjes budistas que todavía conservan a sus feligreses, venerando y rezando a las sagradas estatuas de buda. Uno de los templos más interesantes de la zona es el Wat Sai, que conserva una preciosa y antigua casa de madera de teca del siglo 18, donde cuenta la leyenda de que allí habitaba uno de los mejores luchadores de Muay Thai que había en el reino conocido como el “rey tigre”.

Embarcaciones canales de Bangkok

Más hacia el oeste de los canales de Bangkok hay un barrio de artistas llamado Bang Khlong Luang, un sitio muy auténtico donde dar un paseo por sus pasarelas de madera y tomar un café, mientras observamos a los artistas como pintan cuadros, hacen espectáculos de marionetas tradicionales o venden su arte en casas de madera de teca con más de 100 años de antigüedad. 

Este lugar está muy cerca de la zona de Bangkok Yai, una área donde en el pasado había sido el hogar de los nobles y las personalidades más adineradas de la ciudad y su nombre en tailandés se traduce literalmente como ‘canal villa real’. Durante nuestro recorrido por los canales, podemos preguntar al barquero de hacer una parada aquí para comer, ya que los puestos de esta zona disponen de los platos tradicionales que antiguamente eran populares en la capital de Tailandia.

Capital de Tailandia

¿Cómo navegar por los canales de Bangkok?

Los paseos en barcas por los canales de Bangkok, se han convertido en una actividad popular que gusta a la mayoría de los viajeros que se acercan hasta la capital de Tailandia. Conseguir un tour en barca por los “Klongs” es relativamente fácil si se contrata en alguna de las agencias de viaje que hay repartidas por Khao San road

Klongs en Tailandia

Los precios suelen rondar los 1000 bahts por persona en recorridos que duran 2 a 3 horas, aunque se recomienda preguntar en diferentes agencias para poder comparar ofertas. En los alrededores del río Chao Phraya también hay barqueros que trabajan por libre y ofrecen a los viajeros la posibilidad de hacer un paseo a nuestra medida, mientras vamos navegando por sus aguas. Si se opta por la segunda opción, es recomendable pactar de antemano el precio con el conductor de la barca para evitar malentendidos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *